viernes, 7 de enero de 2011

Salario mínimo: pena máxima

Qué pena para la competitividad del país que el aumento del salario mínimo por decreto en Colombia en 2011 esté por debajo de la inflación de 2010 para la población de bajos ingresos.

Las cifras del Departamento Nacional de Estadística (Dane), reveladas por el Diario EL TIEMPO este 7 de enero de 2011 establecen que el Índice de Precios al Consumidor para la población de bajos ingresos fue de 3,58% en tanto que el aumento del salario mínimo por decreto fue de 3,4%.

Es decir, para que un colombiano de bajos ingresos compre lo mismo que compraba en 2010 con $100.000 pesos, en enero de 2011 necesitará $103.580 pesos, sin embargo en esta proporción, el aumento del salario mínimo equivale a $103.400 pesos.

Da pena que en el gato por liebre estén comprometidos tanto el gobierno nacional como los empresarios del país. ¿Dónde está la responsabilidad social del empresariado colombiano, que ofrecía aumentar una suma aún menor al 3,4%? ¿Dónde la política estatal para el aumento del salario mínimo?

Es inconcebible que haya habido desinformación frente al IPC para la población de bajos ingresos y para los colombianos que devengan el salario mínimo.

Sólo queda refrendar decreto con decreto.

Guillermo Camacho Cabrera
guillermo@papelysignos.com

Imagen tomada de: www.confabulacion41-60.blogspot.com/2001/01/salario-mnimo-rg-ereje.html

No hay comentarios.:

Publicar un comentario