lunes, 10 de diciembre de 2012

La libertad de expresión y la expresión de la violencia

Navidad, por el Padre Cerezo Barredo.
Es profundamente violento prohibir a alguien que exprese sus ideas. Es coartar un derecho y una necesidad de la persona humana.

Con enorme asombro recibimos la noticia de la censura que el Prepósito* General de la Compañía de Jesús, el español Adolfo Nicolás, impone al Padre Alfonso Llano Escobar, sacerdote colombiano, teólogo, filósofo y bioeticista.

Origina la censura la columna explicativa del Padre Llano titulada La Infancia de Jesúsa través de la cual ilustra a los lectores acerca de las dimensiones teológicas y humanas de la Anunciación y la concepción de Jesús de Nazareth. La columna fue publicada el 24 de noviembre de 2012 en el Diario El Tiempo de Colombia.

Dicha expresión de las ideas del Padre Llano, que la Iglesia colombiana inicialmente toma como suyas para luego condenarlas, no gustó al Secretario General de la Conferencia Episcopal Colombiana, monseñor José Daniel Falla, quien pidió públicamente a la Compañía de Jesús, a nombre del Episcopado colombiano, que pida al Padre Alfonso Llano "que rectifique y lo llame al orden".

Por su parte el Superior de la Compañía de Jesús en Colombia, Padre Francisco de Roux, aseveró que el Padre Alfonso Llano "nunca ha puesto en duda la divinidad de Jesús y siempre ha afirmado que Jesús es el verdadero Dios y verdadero hombre, como lo afirma el dogma católico" (El Tiempo, 10 de diciembre de 2012, p. 14).

Sin embargo, desde el otro lado del océano, la máxima cabeza de los Jesuitas en el mundo ordenó al Padre Llano "dar por terminada su vocación apostólica de escritor, lo priva de su libertad de palabra y le exige que no se despida y que guarde absoluto silencio" (ídem).

Es una lástima que ello siga sucediendo en el Siglo XXI. ¡Y en plena celebración del Día de los Derechos Humanos hoy 10 de diciembre!.

La decisión de la Compañía de Jesús va en contra del consenso mundial que significa la Declaración Universal de Derechos Humanos, que dice:
"Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión" (Art. 19).


Guillermo Camacho Cabrera
guillermo@papelysignos.com

________________
*Prepósito.
 (Del lat. praeposĭtus).

 1. m. Persona que preside o manda en algunas religiones o comunidades religiosas (RAE).

No hay comentarios.:

Publicar un comentario